Empresas


Los supercomputadores generan muchísimo calor, y por ello se instalan en salones especiales donde grandes sistemas de ventilación evitan que se fundan. Normalmente ese calor producido por estos datacenter se pierde, sin embargo, algunas iniciativas están tratando de utilizar esa energía para calefaccionar edificios.

Investigadores de IBM y la escuela técnica suiza ETH Zurich probarán hacer precisamente eso con un supercomputador que pretende utilizar líquido para el proceso de enfriamiento, en lugar de los tradicionales ventiladores. De ser exitoso, podría disminuir en un 40% el uso de energía del equipo.

Se trata de dos servidores IBM BladeCenter instalados en un rack, capaces de computar 6 teraflops. Sin embargo, más allá de las características del supercomputador, el principal objetivo es demostrar que la refrigeración de computadores a través de líquido es posible.

El procesador tendrá dos mini tuberías por detrás, cada una conectada a otros tubos en el rack, que a su vez están conectados a una red líquida mayor. A medida que se hace circular el agua, se enfrían los procesadores. El agua caliente que sale del PC es bombeada al resto del edificio para calefaccionarlo mediante un sistema de loza radiante. Luego, un intercambiador de calor remueve el calor del agua y bombea líquido frío nuevamente a los servidores.

A diferencia de los servidores enfriados con ventiladores, IBM estima que los que son enfriados con líquido consumirán menos energía y reducirán la huella de carbono de este tipo de equipos en 85%.

Fuente: FayerWayer

Anuncios

Fujitsu fabrica un teclado donde se reemplaza hasta un 45% de los materiles plásticos por otros como la pasta de papel, fibras y aditivos naturales.

Fujitsu ha presentado su nuevo teclado denominado KBPC PX ECO, que está fabricado en un 45% con materiales biodegradables, idéntico a un teclado de plástico convencional y resistente a cualquier tipo de líquidos que puedan derramarse. Aportará una reducción significativa de las emisiones de dióxido de carbono y desde la entidad esperan ahorrar hasta 60.000 kilos de plástico. Con el lanzamiento Fujitsu pretende seguir adelante con su política defensora del media ambiente.

Para la elaboración del teclado, la compañía nipona ha utilizado diferentes elementos. Uno de ellos es el arboform, que es un componente desarrollado a partir de lignin, un producto de la industria creado de pasta de papel, fibras y aditivos naturales.

También ha recurrido al biograde, una forma de acetato de celulosa y otros materiles biodegradables que conforman las partes más grandes del teclado. Hay que destacar que el teclado no contiene PVC y que ofrece un alto nivel de ergonomía y comodidad, ya que incluye un reposamanos desmontable con una temperatura más templada que el habitual frío plástico.

“La creación de este teclado refuerza sin duda el compromiso de Fujitsu con su política Green IT, nuestra compañía demuestra la apuesta que durante años llevamos ejerciendo por la innovación en materia medioambiental”, afirma Rajat Kaar, vicepresidente clients gropu de Fujitsu.

La política verde (green IT) de Fujitsu tiene como objetivo reducir las emisiones de CO2 en más de 15 millones de toneladas entre 2009 y 2012, así se intentará ayudar a los usuarios a crear una sociedad próspera con bajo consumo de carbono.

Fuente: ChannelPartner

IBM Research y el Instituto de Ciencias Fotónicas (ICFO) han sellado un acuerdo de colaboración para la investigación y desarrollo de nuevos materiales carbonosos que sean capaces de convertir la energía solar en eléctrica.

El acuerdo supone el primer paso para la puesta en marcha de un proyecto de investigación multidisciplinar que se desarrolla de forma conjunta entre el Centro de Investigación Thomas J. Watson de IBM en EE.UU. y el ICFO, con sede en Barcelona, y se centra en el desarrollo de nanomateriales que permitan una conversión eficaz de la energía solar en eléctrica, para su aplicación en el campo de las energías renovables.

La iniciativa se enmarca dentro de la estrategia Smarter Planet de IBM, que busca infundir inteligencia en todos y cada uno de los sistemas y procesos de la vida diaria, incorporando nuevas tecnologías.

Los laboratorios Thomas J. Watson son el centro de investigación más grande del mundo y abarcan 8 laboratorios en 6 países diferentes. Fundados en 1961, acogen diversos proyectos e iniciativas de investigación en el área hardware, software y servicios, entre otros.

El ICFO, por su parte, es un centro de investigación fundado por la Generalitat de Cataluña y la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC) que,  dispone de más de 250 investigadores de múltiples nacionalidades, divididos en 10 grupos de trabajo diferentes. La misión del centro se fundamenta en el desarrollo de actividades de investigación y formación, tanto básica como aplicada, de las diferentes ramas de las Ciencias y Tecnologías Ópticas, al más alto nivel internacional.

Fuente: Europa Press

La Comisión Europea reconoce, a través de la campaña Energías Sostenibles de Europa (SEE) 2010, la labor innovadora que la franco-norteamericana está llevando a cabo en áreas como la fabricación de estaciones base.

La Agencia Ejecutiva de Competitividad e Innovación (EACI), dependiente de la Comisión Europea, ha fallado los premios de su campaña de Energías Sostenibles de Europa (SEE) 2010.

Entre ellos destaca el obtenido por Alcatel-Lucent en materia de energías sostenibles, conseguido gracias a su “Programa de Energías Alternativas para unas Telecomunicaciones Globales Ecológicas”, que fue iniciado en febrero de 2009 y ya está dando sus frutos.

La compañía desarrolla y construye estaciones base de telecomunicaciones inalámbricas que se alimentan con energías alternativas, como es el caso de la energía solar y eólica. La idea de este programa es el de ayudar a las empresas a desplegar sus redes de telecomunicaciones inalámbricas en lugares donde no se encuentra disponible el suministro eléctrico. Según el comunicado, son más de 1.000 millones de personas las que aún no disponen de electricidad.

Esa era la idea inicial, pero lo cierto es que este tipo de instalaciones verdes también puede ser utilizado por aquellas compañías que ya disponen de infraestructura, pero quieren reducir las elevadas facturas eléctricas y renovar las instalaciones.

Alcatel-Lucent tiene previsto desplegar hasta 2012 más de 100.000 estaciones base para comunicaciones móviles, cifra que podría suponer una reducción de 7 millones de toneladas emitidas de CO2.

Fuente: eWeek

El fabricante estadounidense de automóviles Ford tiene previsto ahorrar 1,2 millones de dólares (895.000 euros al cambio actual) al año a través del programa PC Power Management, que contempla apagar los ordenadores portátiles y de sobre mesa de sus oficinas que no estén en uso para reducir el consumo de energía, informó hoy la empresa en un comunicado.

La firma del óvalo explicó que esta medida le permitirá también reducir su impacto sobre el medio ambiente, ya que dejará de emitir entre 16.000 y 25.000 toneladas de dióxido de carbono a la atmósfera cada año.

Ford indicó que a través de este iniciativa se creará un sistema que controlará las actualizaciones de ’software’ de los ordenadores de sus trabajadores y los apagará durante las horas en los que estén fuera de uso, especialmente en las noches y los fines de semana, con la intención de disminuir el gasto energético y de optimizar las actualizaciones.

Asimismo, la compañía señaló que este nuevo sistema permitirá que los ordenadores conectados a la red de la empresa estén en disposición de recibir las actualizaciones necesarias durante las horas en las que no estén siendo utilizados.

“En el pasado, casi el 60% de los usuarios de los ordenadores de Ford no apagaba su ordenador al terminar su jornada de trabajo, resultando en un gasto innecesario de energía”, explicó el supervisor del proyecto IT de la empresa automovilística, Keith Forte.

La corporación del óvalo indicó que esta iniciativa se implementará en sus oficinas de Estados Unidos durante este mes y afirmó que durante el presente ejercicio se introducirá en las operaciones internacionales de la compañía.

Fuente: Euribor

Olvidarse el cargador del móvil en casa durante un viaje de negocios dejará de ser un drama. A partir de ahora, bastará con un simple paseo para que la batería de nuestro móvil goce de todo su esplendor.

La novedad la ha presentado Nokia, que ha desarrollado una batería que se recarga gracias al movimiento del cuerpo. Se trata de un mecanismo que funciona a través del uso de cristales piezoeléctricos, un elemento que genera corriente eléctrica cuando se dobla o se comprime. De este modo, como recoge el diario The Times, el propietario del teléfono, al moverse, comprimiría los cristales y generaría la corriente eléctrica. La energía resultante, sería la que cargaría la batería a través de un condensador.

Nokia todavía no ha hecho público cuando sacará este nuevo dispositivo al mercado pero lo cierto es que supondrá toda una revolución para la industria ya que, según han indicado, será compatible con otros aparatos electrónicos como lectores de mp3, libros electrónicos u ordenadores portátiles.

Fuente: SiliconNews

La compañía de César Alierta está concretando un acuerdo con Endesa para que los conductores puedan recargar sus vehículos mediante una tarjeta prepago.

Las telecomunicaciones y la Green IT podrían ir de la mano una vez más gracias a un acuerdo que las compañías multinacionales Telefónica y Endesa están ultimando y que podría reforzar la presencia de ambas en el mercado de la movilidad eléctrica.

Gracias al contrato, que estaría pendiente de la aprobación de los ayuntamientos de varias ciudades y de la firma de ambas compañías, las cabinas telefónicas podrían a comenzar a usarse como puntos de recarga de las baterías de vehículos eléctricos.

Para efectuar el proceso de recarga se requerirán una especie de tarjetas prepago que funcionarán de forma similar a las de teléfono. Éstas contarán con saldo que, una vez gastado, se podrá volver a extender.

En principio, el proyecto comenzará a ser probado en Madrid, aunque podría extenderse a otras ciudades españolas como Barcelona y Sevilla si consigue el respaldo de los usuarios. La iniciativa está adscrita al Plan Movele, que pretende fomentar el uso de coches eléctricos y que cuenta con un presupuesto de 10 millones de euros, según informa Europa Press.

Fuente: ITespresso

Página siguiente »